A través de la Resolución Nº 271/18 por la cual se clausura en forma temporal el local comercial Súper Uno como medida de urgencia, mientras dure el proceso en el Juzgado de Faltas.

El local está ubicado sobre la Avenida Central. La administración de dicho local trasgredió la Ordenanza Municipal Nº 20/2007, no contaba con los documentos de procedencia de la carne, ya en fecha 23 de febrero se intervino constatandose también las condiciones insalubres en que se encontraban los productos cárnicos. Desde esa fecha estaba inabilitado para la venta; sin embargo, en fecha 14 de marzo se constató que volvió a vender sin culminar el proceso en el juzgado de Faltas